Teresa de Los Andes una santa, es decir, una señalada de Dios para Recordarnos su palabra que es espíritu y vida. Teresita es el dedo de Dios que ha señalado a un alma, la que Él quiso en su infinita sabiduría, para mostrarnos su inmenso amor y predilección.

Predilección por los pobres y pequeños, pues Teresa en el seno de una familia acomodada, no quiso hacer sino la voluntad de Dios y no hace caso del ruido que la puede distraer: el ruido de la "vida en sociedad" como ella lo llama, es más fuerte Dios porque el AMOR TODO LO PUEDE.

Por eso, este día 12 de Abril, recordamos a Teresa quien deja este mundo para nacer a la vida eterna, encontrándose así con su amado.